Aprende a utilizar las comillas (« », “ ”, ‘ ’)

El uso de las comillas también es algo que genera confusión en quienes han contratado mis servicios; sobre todo, al hablar de la puntuación (¿el punto va dentro o fuera?, ¿y si antes de la comilla hay un signo de interrogación?).

En esta entrada voy a intentar daros algunas pautas para saber utilizar correctamente estos signos ortográficos, tanto a la hora de elegir cuál de ellas utilizar como a la hora de puntuar las oraciones dentro y fuera de ellas. ¡Vamos a ello!

Cada cosa por su nombre

Empecemos por darle nombre a cada tipo de comillas, para saber reconocerlas:

  • « » : Comillas angulares, latinas o españolas.
  • “ ” : Comillas altas o inglesas.
  • ‘ ’ : Comillas simples.

En textos impresos, se recomienda utilizar preferentemente las comillas angulares. Si dentro de este texto enmarcado por comillas necesitáramos entrecomillar algo más, recurriríamos a las comillas inglesas y, dentro de estas, a las simples. Os dejo un ejemplo, sacado de la Ortografía de la RAE (2010):

«Antonio me dijo: “ Vaya ‘cacharro’ que se ha comprado Julián”».

Las comillas se escriben siempre pegadas al primer y último carácter de aquello que enmarcan, y separadas por un espacio de lo que las precede y las sigue. La excepción se da cuando las sigue un signo de puntuación; en ese caso, el signo se escribe pegado a las comillas de cierre.

¿Para qué se usan?

En general suelen tener carácter delimitador; es decir, marcan el principio y el final de un segundo discurso que incluimos en el discurso principal. Sus funciones se pueden resumir en las siguientes:

  • Citas: se utilizan para marcar citas textuales, acompañadas por lo general del nombre del emisor original.
  • Para reproducir pensamientos: se utilizan para enmarcar los textos que reproducen de manera directa los pensamientos de los personajes. Este es, quizás, el uso más habitual en textos literarios.
  • Para marcar el carácter especial de una palabra o expresión: utilizaremos comillas cuando debamos indicar que una palabra o expresión es impropia, vulgar, procede de otra lengua o se utiliza de forma irónica. En este caso, también podríamos optar por utilizar las cursivas.
  • Usos metalingüísticos: cuando queremos hablar sobre una expresión, término o enunciado y comentarlos desde el punto de vista lingüístico, dicho término irá entrecomillado.
  • En títulos y apodos: va entre comillas el nombre de cualquier parte interna de una publicación (títulos de capítulos, nombres de artículos de una revista…). Los títulos principales (libros, revistas, periódicos) se escriben en cursiva. También se utilizan las comillas para aquellos apodos que se añaden entre el nombre de pila y el apellido.

¿Y qué hay de la puntuación?

El punto, la coma, el punto y coma y los dos puntos se escriben siempre después de las comillas de cierre, incluso aunque el enunciado entrecomillado termine con un signo de interrogación o exclamación, o con puntos suspensivos. Dos ejemplos:

«¿Estará en casa?», pensó.

Antes de colgar, lo último que dijo fue «no creo que vaya».

Si tras una palabra coinciden dos o más signos dobles (comillas y paréntesis, por ejemplo), se cerrará primero el último que se haya abierto.

Saludó con parsimonia («Hola a todos»), se sentó y no volvió a pronunciar palabra.

Por último, ya que el texto entrecomillado tiene puntuación propia, si es un texto interrogativo o exclamativo estos signos irán dentro de las comillas.

«¿De verdad no va a venir?», se preguntó.

Y eso sería todo en cuanto a las comillas. Por supuesto, queda mucho por abarcar, así que me gustaría pediros que si tenéis alguna duda concreta sobre el uso de las comillas, me la dejéis en los comentarios para poder resolverla y añadir la explicación para el resto de lectores.

Referencias utilizadas

  • Real Academia Española. (2010). Ortografía de la lengua española. Barcelona: Espasa (Planeta).
¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *